Imagen de Logotipo de Por el perro 50x50 El azote del frío sobre los perros y gatos de las protectoras

Cada año con la llegada del invierno se repite un mismo drama en la mayoría de los albergues y protectoras de todo el país. El frío cae sobre los cheniles, jaulas, cubículos, construcciones, habitaciones y todo tipo de rincones en donde los perros y gatos se hacen un ovillo y se arremolinan tratando de conseguir un poco de calor.

Por desgracia la realidad económica de la inmensa mayoría de protectoras no les permite dar a sus animales unas instalaciones preparadas para las bajas temperaturas. Los normalmente escasos fondos son destinados en alimentar y curar a todos los perros. Y normalmente no pueden cubrir gastos por lo que las deudas se acumulan en clínicas veterinarias cercanas y tiendas de animales.

Por ello, y ante la falta de material apropiado para soportar el frío, el invierno es toda una losa para los animales y los voluntarios que les cuidan. La falta de mantas y camas hace que los perros deban pasar noches heladas prácticamente al raso. No es difícil imaginar lo que pueden llegar a sufrir la inmensa mayoría de los peludos, no acostumbrados a temperaturas tan bajas.

A consecuencia de ello los perros menos preparados, los mas mayores, los mas cachorros y los enfermos corren grave peligro de llegar incluso a morir de frío. Los voluntarios luchan desesperádamente por evitar que la situación pueda llegar a esos extremos. Les buscan una acogida temporal, se llevan a cuantos pueden a sus propios domicilios, les reubican para estar juntos en los lugares mas cálidos… pero esto no es suficiente.

Imagen de Logotipo de Por el perro 50x50 Tu ayuda es necesaria

Es por ello que la acción solidaria es necesaria. Por desgracia y dados los precarios medios con los que cuentan las protectoras siempre es mas que bienvenida esta ayuda, pero cobra especial relevancia en invierno. En esta época del año se necesitan además de los habituales alimentos y medicinas cualquier tipo de manta, cama, jersey, toalla, y todo lo que pueda abrigar a los animales.

Recientemente el albergue de animales de Oviedo compartía un cortometraje acerca de los efectos del invierno en la protectora. En él se ve a dos de sus perros escribiendo a Papa Noel pidiéndole algo con lo que abrigarse del frío. Después podemos ver como llegan a amanecer los cubos de agua, con lo que podemos hacernos una idea del frío que pasan los perros y gatos.

Si después de ver este vídeo sientes deseos de ayudar a los perros abandonados de albergues y protectoras del frío del invierno no te quepa duda que puedes hacerlo.

Dirígete, ponte en contacto, llama o acude a cualquier evento solidario de cualquiera de las protectoras que pueda haber cerca de tu casa. No importa donde vivas porque seguro que todas ellas necesitan de la misma ayuda.

  • Lleva ropa de abrigo que ya no necesites (mantas, toallas, jerseys, etcétera). No te importe que no se vea nuevo o que este sucio. A los perros les encantará seguro.
  • Cualquier superficie que pueda servir de cama para los perros y que no necesites puede evitar que un peludo duerma en contacto directo con el frío suelo.
  • Si puedes acoge en tu casa durante los meses de mas frío a cuantos animales te sea posible, no solo dejaran de sufrir frío sino que darán el mayor de los calores a tu hogar.

Como decimos casi todas las protectoras y albergues se encuentran en la misma situación, dirígete a la que este mas cerca de tu casa, o la que conozcas, y ofrece ayuda a sus peludos. Ellos te agradecerán por siempre que les hayas hecho pasar un cálido invierno.